COMUNICACIÓN NO VIOLENTA, LENGUAJE DE VIDA

comunicacion-corazon-1
Taller – Comunicándonos desde el corazón
mayo 10, 2016
arte y emocion publicidad
TALLER EMOCIÓN-ARTE
noviembre 4, 2016
Mostrar todos

COMUNICACIÓN NO VIOLENTA, LENGUAJE DE VIDA

CNV

Nos importa tanto la forma en cómo nos habla la gente como el contenido de la conversación. Si cuando nos hablan, gritan, señalan, critican… muestran al mismo tiempo, expresiones de rabia, desprecio y malestar, lo que sucede es que en éstas situaciones nos queremos ir, y no seguir hablando con esos interlocutores.

Reaccionamos así porque las palabras que escuchamos son de  juicio, crítica o comparaciones, y ¿qué solemos hacer?. Nos retiramos, no queriendo saber más de esa persona, o nos quedamos pero de otra manera, empezamos a desconfiar, nos cerramos a ella, o tal vez a lo que nos dicen, hace que nos defendamos o nos justifiquemos, o bien nos culpemos, porque de alguna manera, ante lo que oímos, necesitamos quedar ante nosotros y los demás “bien parados”.

COMUNICACION NO VIOLENTA: HERRAMIENTA VALIDA

He descubierto en la Comunicación No Violenta, una maravillosa herramienta que nos ayuda a diferenciar entre comunicar desde el lugar del juicio o comunicar desde la realidad de lo que somos, desde el corazón, un estilo de comunicar que nos pone en contacto con nuestra realidad, es decir, con lo que somos, es un dar desde el corazón.

CNV-2

Su autor Marshall Rosenberg, mediador, educador y terapeuta, con un profundo interés porque las personas vivamos  relaciones basadas en el respeto, le llevó a poner en práctica un estilo de comunicar que expresa nuestro estar presente y siempre atentos, a las señales que nos brinda el entorno, y expresar por medio de lenguaje cómo nos sentimos y qué necesitamos.

La Comunicación No Violenta, promueve estar en conexión con nosotros mismos, con lo que sentimos y necesitamos, y conectar con la otra persona a través de lo que siente y necesita, para poder hacer peticiones desde el respeto.

EL CORAZON DE LA COMUNICACIÓN NO VIOLENTA

Lo común es que nos comuniquemos desde el lugar de la exigencia, de lo rápido y simple, llenos de etiquetas, “es bueno, es malo”, “no me escuchas” “tienes que venir a verme”, “tienes que explicarme…”, escuchar al otro hablarnos de esta manera nos bloquea, produce miedo y rechazo.

Marshall Rosenberg en su libro Comunicación No Violenta, Un lenguaje de vida, resalta qué palabras de juicio, crítica, comparaciones y etiquetas, provocan en los demás rechazo y reacciones de violencia.

JUZGAR: Está tan arraigado en nuestra cultura que no nos damos cuenta, usar frases como por ejemplo,” eres pasota”, “eres cerrado”, “eres cabezota”…., son frases que enseguida nos trasladan a una realidad donde vemos a la persona de esa manera, hacer comparaciones y diferencias, son modos por los cuales sin darnos cuenta, estamos dejando de dar respeto al otro y a nosotros mismos.

Al juzgar, dejamos de ver lo real y vamos perdiendo contacto con nosotros mismos y los demás. Juzgar es proyectar lo que nos disgusta de nosotros. De esa manera nos separamos de nosotros mismos, perdemos poder al separarnos de nosotros mismos.

VIVIR DESDE EL CORAZON

Vivir desde el corazón, es vivir desde el centro de lo que eres, tal cual. Cuando estamos conectados con nosotros mismos, con nuestro corazón, la comunicación es un lugar de encuentro, de contacto conmigo misma y con los demás.

Construir relaciones auténticas, una comunicación que facilite la vida, nos ayude a resolver disputas a todos los niveles. Se trata de un nuevo lugar desde donde hablamos y escuchamos, es aprender a mirar qué es lo que necesitamos y sentimos. Cuando somos libres para expresar lo que sentimos y necesitamos, todo a nuestro alrededor cambia.

COMO ES LA COMUNICACIÓN NO VIOLENTA

Trasladarnos desde el lugar donde existe el bueno, el malo, el que lo hace bien o el que lo hace mal al lugar de la compasión, implica empezar a enfocarnos en el aquí y el ahora, y centramos en clarificar y describir, más que etiquetar, lo que vemos.

  1. Qué estoy viendo.
  2. Qué estoy sintiendo.
  3. Qué necesito.
  4. Qué pido o qué busco.

COMPONENTES DE LA COMUNICACIÓN NO VIOLENTA

El proceso de la Comunicación No Violenta parte del deseo de comunicarnos y dar desde el corazón, desde mi realidad de lo que siento y necesito, aquí y ahora.

A través del siguiente gráfico, se aprecia lo que Marshall Rosenberg nos expone sobre cómo se da el proceso desde lo que veo y observo, y como voy respondiendo a lo que me va pasando.

psicologos-en-el-escorial

 

Lo cierto es que  si escuchamos palabras que denotan juicio, comparación, o valoración en algún sentido, identificamos sentimientos, necesidades y peticiones que se hallan detrás, y que buscan ser comprendidas por nosotros mismos y por los demás.

Dar palabras a lo que vemos y oímos, es una práctica que merece ser instaurada, porque lo que más satisfacción nos produce es ver cuando las personas nos hablan con palabras que reflejan la realidad, la conexión de la persona a sus sentimientos y necesidades, y cuando nos comunicamos desde ese lugar, desde el corazón, eso nos trae descanso y bienestar.

EJEMPLO

EXPRESIONES QUE SOLEMOS USAR

 COMUNICANDO DESDE LO QUE VEO, SIENTO Y NECESITO; DESDE EL CORAZÓN

Comunicación No Violenta

“¡Eres una vaga!…Cuando te escucho decir que: No recoges la mesa en varias ocasiones, me siento triste y a la vez enfadada, porque valoro tu contribución a realizar las tareas de casa ya que me motiva a querer participar en ellas.
Me siento rechazado por ti. Cuando no respondes a lo que te pregunto, me siento desalentado, necesito saber cuáles son tus sentimientos y necesidades en relación a lo que te estoy preguntando.
Me alegra que hayas recibido un ascenso en tu trabajo.Te veo feliz Mario, y me alegra que hayas recibido un ascenso en tu trabajo. TENÍA  La esperanza, al verte trabajar con esfuerzo y  dedicación; que al final seas  recompensado!!

En estos pequeños diálogos a modo de ejemplo vemos lo que para nosotros significa escuchar  de una manera; como en la columna de la  izquierda o de otra como en la columna de la derecha; si la persona nos habla desde el corazón; si es así  estaremos más abiertos y empáticos, si nos relacionamos de este modo que de la primera; donde experimentemos tal vez, malestar, antipatía o reaccionemos  fácilmente con violencia.

Es posible ser el cambio que esperamos de los demás, tú y yo podemos tomar la decisión de querer comunicarnos desde el corazón o no querer hacerlo.

Comments are closed.